Deja que mi lengua desnude tus labios

que a cambio dejaré que la tuya desnude a los míos

Para que se vaya el frío que se siente a diario

Y nos caliente solo esto que sentimos, girl.

Rimo mis caricias con tus caricias

Rimo mis noches con tus madrugadas

Rimo tus ganas de estar callada

con mis ganas de no decirte nada, girl.

Solo dejemos que los cuerpos hablen

Que entablen conversación al son.

De tu balada, bailada que se amen

Hey! Disfruten de la ocasión.

Solo dejemos que los cuerpos hablen

Ehh, mujer, eh…

De tu balada, bailada que se amen

Hey, disfruten de la ocasión.

Esta canción está inspirada en esa sensación

que se desliza detrás de esa sutil sonrisa,

inspirada en esa conexión, al instante de

mordernos el cuello cuando la piel se eriza.

Cuando cierras tus ojos muerdes tu labio inferior

o tal vez el superior aunque se vería extraño.

Como extrañas, que e escuchas, como si sufrieras,

cuando de veras es todo lo contrario, girl.

Déjame poner mis manos en tu espalda

y acercarte a mí, mi amor.

Que nadie nos aleje y dejes

que tu cintura gire sobre su propio eje.

Déjame poner mis manos en tu espalda

y acercarte a mí, mi amor.

Que nadie nos aleje y dejes

que tu cintura gire sobre su propio eje.

Meter mis dedos entre tu pelo

y halarlo suavemente,

poco a poco,

piano a piano,

pelo a pelo.

Que dibujes tu arte en mi pecho con tus senos

y que tu ombligo y el mío sean testigos de lo que nos queremos.

De lo que nos amamos, de lo que nos deseamos.

Heyy, te confieso que me encanta ver tus manos

pero maa’, me encanta esa mirada

que refleja la seriedad de una mujer excitada.

Me encanta verte cabalgar a la colina

encima o debajo, como sea mi queen’a…

Es que tu cuerpo es una mina

y cada paso es una explosión

en dirección a la cima..

Me encanta verte cabalgar a la colina

Encima o debajo, como sea mi queen’a…

Mi nena..

Lo que más me ha gustado es

cuando sincronizado hemos alcanzado el climax…

Heyy…

Que no te quede duda que mejor te ves desnuda…

PATROCINADORES